miércoles, 15 de junio de 2011

Seducción


¿Por qué no me muestras el camino?- indagué seductora.
Levantaste la mano con tu dedo índice en alto, tan ridículo como inesperado, y me señalaste el sur mientras retrocedías dos pasos.
Caminé como autómata, sin voltear, recuerdo que tenía la boca abierta por el asombro, la próxima vez que te encontré fui más directa.
Si aquella vez hubieses aceptado mi insinuación con agrado no estarías ahora amordazado bajo mi cama.

12 comentarios:

la MaLquEridA dijo...

¿Amordazado? chispas!

Malena dijo...

Se lo avisaste, así q ahora no valen reclamos!
:)

KISSES!

Julie dijo...

La seducción tiene sus tácticas y también sus trampas... Un beso.

Gala(tea) dijo...

Amordazado eh??? anda que no sabes ni nada....
Muy bueno Escarcha...
Me encantas.
Besote.

Alma Mateos Taborda dijo...

Tácticas y estrategias para una excelente seducción. Excelente. Un abrazo.

Pilar dijo...

Bien calladito ¿eh?
Si es que los hay que no lo cogen a la primera.

Un saludo

Ricardo Miñana dijo...

Jajaja y bien amordazado que lo tienes.
Te dejo mis saludos y deseo tengas un
feliz fin de semana.
un abrazo.

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Hay tanto talento en tu microrrelato que logras capturar hasta mi asombro

un saludo desde Colombia

David C. dijo...

inesperado desenlace.

peregrinopurpura dijo...

Caramba!

peregrino dijo...

Simplemente me encantó. Creo que prontó me arrepentiré de no haberte conocido antes. Gracias por honrarme con tu seguimiento.

Guillermita dijo...

Divina tu... y determinante jajaja